“Llevas razón, tío. Dejaré de ser indepe”. Fueron las palabras que dejaron pasmado a un joven de Gerona la pasada tarde cuando, en medio de una manifestación independentista, le dijo a un amigo “lo de la independencia es un sinsentido”. Acto seguido su amigo independentista le dio la razón.

El extraño suceso, sin precendentes, ocurrió cuando se celebraba la manifestación de todos los jueves para pedir llibertat para los “presos polítics”, para reclamar la independencia, y para animar al equipo de fútbol local. Tras una “charla distendida” con su amigo, el hasta ahora independentista Josep Prat cambió de opinión, guardó su bandera estelada y sacó una de España.

No hay documentado hasta el momento ningún otro caso de un independentista que haya cambiado de opinión, por lo que Josep Prat, que ahora dice llamarse Pepe Prado, ha sido ya contactado por diferentes medios de comunicación, e invitado a varias tertulias para que explique “qué extraordinario acontecimiento pudo ocurrir para que haya cambiado de opinión”. Pepe Prado insiste humildemente en que “no hay nada extraordinario. Mi amigo me explicó el sinsentido de la independencia, y yo le di la razón”, explica mientras los que le rodean se echan las manos a la cabeza.

COMPARTIR ->

.

En Tabarnia también utilizamos cookies de terceros para mejorar la experiencia de navegación y con fines estadísticos. Si continúas navegando por esta página entendemos que aceptas la política de uso de las mismas. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar